Por qué NASA voló el contendiente ruso del Concorde

Anuncios:

El Tupolev Tu-144 fue un avión de pasajeros supersónico que fue presentado en la Unión Soviética en diciembre de 1968. En los años 90, la NASA trabajó con los fabricantes del avión para desarrollar una nueva variante del jet, el Tu-144LL.

Tu-144 Plane
Un Tupolev Tu-144LL despegando desde el Zhukovsky Air Development Center cerca de Moscú, Rusia, 1998. Imagen: NASA

Pasado, pisado

Podría ser sorprendente saber que una agencia del gobierno de los Estados Unidos trabajó en un avión de origen soviético. Sin embargo, el final de la Guerra Fría dio lugar a una oportunidad sin precedentes para que los dos antiguos rivales se alineasen en un programa conjunto de investigación de vuelo aeronáutico.

En 1993, el Vicepresidente de los Estados Unidos, Gore, y el Primer Ministro ruso, Chernomyrdin, presidieron la Comisión Conjunta de Cooperación Económica y Tecnológica entre los Estados Unidos y Rusia.

Anuncios:

Según la NASA, en ese momento, la agencia y las industrias de la aviación comercial de los EE.UU. se centraron en un programa de Investigación de Alta Velocidad (HSR) para desarrollar aún más las tecnologías de los aviones de Transporte Supersónico (SST). El plan era colocar a los EE.UU. en una posición de liderazgo para desarrollar un avión supersónico de próxima generación.

Tu-144 Jet
El Tu-144 se convirtió en un laboratorio volador, con dos motores turbofán Kuznetsov NK-321. Imagen: NASA

Proyecto en curso

Desde 1990, la Oficina de Diseño de Aviones de Tupolev estaba sugiriendo que un Tu-144 podría ser utilizado como un banco de pruebas volador en apoyo de la iniciativa HSR. Posteriormente, un equipo de especialistas en aviación y de la NASA desarrolló una serie de experimentos de vuelo. Además, colaboró con un equipo senior de Tupolev para entender las modificaciones necesarias para realizar esos experimentos.

En conjunto, estas tareas inspirarían el Laboratorio Volador Supersónico Tu-144LL. Este proyecto jugó un papel importante en el programa de investigación conjunta.

Anuncios:

En el lapso de dos años, hubo 27 vuelos de investigación. Había 6.000 millas entre los EE.UU. y la base del avión, así que hubo algunos desafíos que superar. Sin embargo, los trabajadores superaron estos escollos, y los pilotos de EE.UU. hicieron tres vuelos de evaluación en septiembre de 1998.

Tu-144
El primer vuelo del Tu-144LL tuvo lugar el 29 de noviembre de 1996. Imagen: NASA

Resultados satisfactorios

El proyecto fue un gran logro. Nueve experimentos, incluyendo siete en el aire y dos en tierra, recogieron datos de vuelo cruciales. Esta información incrementó las bases de datos de vuelos supersónicos de EE.UU. y Rusia.

Los datos de propulsión, aerodinámicos, de calentamiento estructural, de acústica estructural, de efectos en el suelo y de cualidades de manejo de los experimentos fueron asimilados con entusiasmo en la base de datos de información del programa“, dijo la NASA en su sitio web.

“En marzo de 1998 la Comisión Conjunta reconoció el programa como “un modelo para las asociaciones entre el gobierno y las empresas de los Estados Unidos y Rusia en el desarrollo de tecnologías avanzadas”.

Un año después, el programa HSR fue cancelado. 1999 fue también el año en el que el TU-144 se retiró una vez más. La conclusión fue que no sería económicamente viable introducir un nuevo avión SST. Dos décadas después, todavía hay rumores sobre una nueva generación supersónica. Tendremos que esperar y ver cómo la industria se desarrolla en los próximos años.

¿Qué opina del trabajo de la NASA con el Tupolev Tu-144? ¿Fue una jugada sorprendente de la organización? Háganos saber lo que piensa en la sección de comentarios.

Anuncios:
1 Shares:
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Puede que también te guste